4 mitos sobre inteligencia artificial en las empresas que debes olvidar

Datision - 4 mitos sobre inteligencia artificial

La expansión de la inteligencia artificial en ámbitos profesionales hace que se planteen muchas preguntas sobre ella. Algunas de ellas giran alrededor de una serie de mitos que se han extendido y que es conveniente desmontar para impulsar el crecimiento de los negocios. Aquí tienes 4 muy habituales. ¿Te las has hecho alguna vez? Es hora de darles respuesta.

Mito 1: la inteligencia artificial amenaza puestos de trabajo

No hay duda de que éste es uno de los mitos más extendidos y que mayores temores causa en torno a la inteligencia artificial. Hay quienes, incluso, divisan unas fábricas futuras sin apenas presencia humana. 

Aunque la llegada de la inteligencia artificial ha modificado la forma de operar en muchos entornos productivos, esto no significa que vaya a sustituir a las personas. Más bien, podemos decir que va a influir positivamente en ellas e, incluso generar nuevos puestos.

Las soluciones de inteligencia artificial pueden encargarse de las tareas más tediosas y repetitivas, haciendo que los trabajadores puedan encargarse de otras que aporten más valor añadido y, por tanto, sintiéndose estos más implicados y motivados.

Por otra parte, tampoco debemos dejar de lado que los resultados que ofrece la inteligencia artificial al analizar datos requerirán de una interpretación por parte de profesionales expertos que serán los que tomen las decisiones apropiadas.

Mito 2: la inteligencia artificial es muy costosa y necesita una revolución en la infraestructura

Son muchos los que piensan que desplegar una solución basada en inteligencia artificial va a ser una inversión costosa y va a poner patas arriba la fábrica, añadiendo nuevos y costosos equipos y sistemas, reordenando espacios o tener que ampliarlos y muchas más acciones “traumáticas”.

Sin embargo, la realidad está muy alejada de esta idea. Esta claro que, en primer lugar, la inteligencia artificial necesita trabajar con datos. En muchas ocasiones, estos datos pueden conseguirse a partir de dispositivos con los que ya cuentan los equipos previamente o a partir de cámaras ya instaladas en las líneas.

En caso de tener que colocar sensores, como los IoT o similares, estos sólo se ubicarán donde sea necesario. En algunas ocasiones, solamente son necesarios dispositivos sencillos, como termómetros o cámaras estándar.

En lo que al software respecta, su implementación y puesta en marcha se puede agilizar con el uso de frameworks que cuentan con código “prefabricado” que acelera y simplifica la adaptación a las particularidades de cada entorno.

Datision - Mitos sobre inteligencia artificial

Mito 3: la inteligencia artificial no es para ciertas clases de negocio

Hay que deshacerse de la idea que la inteligencia artificial solamente es para grandes proyectos y empresas. Y es que una de las características más valiosas de esta tecnología es su capacidad de adaptación a todos los sectores.

Al fin y al cabo, la inteligencia artificial trabaja con datos, independientemente de su carácter. El análisis de estos, permite identificar tendencias y oportunidades de mejora para toda clase de negocios, así como abrir la puerta a la automatización.

Es cuestión de cada empresa encontrar casos de uso apropiados que aprovechen el poder de la inteligencia artificial para mejorar el trabajo humano, la toma de decisiones, las oportunidades de innovación y mucho más. 

Y lo están haciendo. Según este estudio de la consultora PwC, el 86% de los participantes afirmó que la inteligencia artificial se está convirtiendo en una tecnología clave en su empresa.

Mito 4: los algoritmos de IA funcionan independientemente del estado de los datos de los que nutren

Aunque la inteligencia artificial es capaz de trabajar con datos de muy diversa índole, estos no pueden presentarse de cualquier manera. Deben cumplir con unos mínimos para que puedan ser debidamente procesados y extraer el valor necesario.

En primer lugar, deben ser datos relevantes de cara al problema que vamos a afrontar y específicos para ese caso de uso concreto. La IA no puede dar sentido a los datos que son demasiado amplios o no guardan relación con el problema. Unos datos incorrectos dan resultados erróneos, por muy buena que sea nuestra solución.

Además, hay que tener en cuenta la calidad del dato. Es decir, que estos hayan sido tratados de una manera que los haga procesables para el sistema. Tener los datos correctos es lo que hace que el algoritmo aprenda de la manera adecuada.

Mito 5: la inteligencia artificial consiste únicamente en el uso de robots

Por supuesto que hay una relación entre la robótica y la inteligencia artificial. De hecho, hay robots que funcionan autónomamente bajo el control de un sistema de inteligencia artificial.

Pero, por otra parte, hay robots que no dependen de esta, sino que están programados exclusivamente para hacer ciertas tareas repetitivamente o que son controlados en cada momento por una persona.

Además, son muchas las soluciones de inteligencia artificial que no hacen uso de ninguna clase de robot, sino que exclusivamente se encargan de analizar en profundidad datos para extraer conclusiones de estos y mostrarlas por distintas vías, como puede ser un dashboard.

Desmontando estos 5 mitos, esperamos haberte ayudado a comprender mejor el papel de la inteligencia artificial en las empresas hoy en día y todo el potencial que tiene.

Si te gustaría saber más sobre cómo esta tecnología puede hacer que tu negocio se dirija a la meta que te has marcado, desde Datision podemos echarte una mano a través de nuestro conocimiento y soluciones adaptadas a tu proyecto. Ponte en contacto con nosotros.

ARTÍCULOS RELACIONADOS

Categorías